Volver a 'Vidrio'

Poiesis

     

 

Heinrich Schliemann
 



Índice

Página anterior Página siguiente

 

 

 La eternidad
 

 

 

«— Padre, ¿qué es la eternidad?»

 

Entonces, mostrándole la vasta llanura que se extendía ante su vista hasta el mar, le respondió:

 

«—Imagínate, Andrómaca, un bloque de mármol tan largo como de aquí al Pireo y sobre el cual se extiende cada mil años una pieza de seda. El tiempo que tarda en desgastarse el mármol con el roce de la seda es la eternidad.»
 


 

 

 

Sophie Schliemann, ataviada con las joyas de Helena de Troya

 





 

(Heinrich Schliemann a su hija, en Emil Ludwig, 'Schliemann'. Ed. Juventud)
 

 

 

[7] POIESIS

Página anterior Página siguiente